El Longines Legend Diver es precioso, es también el que más me gusta y si lo tuviese, también le cambiaría la correa por una clásica de piel.