Suerte la vuestra que en un avión os da tiempo a fijaros en los relojes. Yo en los aviones nada mas entrar empiezo a rezar y ya no veo nada naaaaa es broma, no es para tanto pero es verdad que pocos relojes veo

Saludos.