Yo también creía que no vendían na de na, pero no me muevo por esos pueblos, claro.