Novedades de Chopard en Baselworld 2017

0

Una de las apuestas seguras de Baselworld es Chopard. Es cierto que la feria de relojería y joyería más importante del Orbe está orientada a distribuidores, pero no es menos cierto que los aficionados de todo el mundo están pendientes de las novedades que en ella se presentan. Y las novedades de Chopard en Baselworld 2017, desde sofisticada joyería hasta las complicaciones más sublimes en elegantes relojes, han estado a la altura.

Un año más, el derroche de imaginación –y de recursos- de Chopard ha satisfecho las expectativas más exigentes, pero más allá de joyas rutilantes y complicaciones espectaculares –que las hay- un reloj ha brillado con luz propia a pesar de su aparente sencillez: el L.U.C XP (por eXtra Plano). Deduzco que, al igual que el grueso de la industria relojera suiza, la marca de Fleurier ha notado los efectos de la crisis económica y de la situación geopolítica mundial, y este modelo materializa su reacción.

LUC Chopard XP

Con caja de acero de 40 mm, esfera con satinado vertical plateado y grandes números azules al igual que las estilizadas agujas dauphine fusée, el Chopard L.U.C. XP monta el calibre 96.53-L con micro rotor de tungsteno y tecnología Twin® de doble barrilete superpuesto, completamente desarrollado y fabricado en los talleres de la Manufactura Chopard en Fleurier. El hecho de evitar materiales preciosos (acero para la caja y tungsteno para el micro-rotor) hace que el precio se quede en unos inauditos 8.100 €.

LUC XP de Chopard

Un apunte sobre el tungsteno (del sueco tung sten, piedra pesada): descubierto en 1783 (por españoles, y bautizado por ellos como “volframio”. Sí, es lo mismo), no se sabía qué hacer con él porque es terriblemente duro y muy difícil de fundir (su punto de fusión está por encima de los 3400ºC) hasta que 130 años más tarde se aplicó como filamento para bombillas incandescentes. Pero lo que importa aquí es que es tres veces más denso que el acero y casi tanto como el oro, de ahí que se haya elegido como sustituto para un elemento tan crucial como el micro rotor que tiene que cargar no uno sino dos barriletes para una reserva de marcha de 58 horas en un calibre de tan sólo 3,30 mm de grosor, compuesto de 172 piezas y decorado con Côtes de Geneve.

LUC XP acero

 

Desde hace ya algunos años, Chopard está comprometida con el “lujo sostenible”, que se refiere a la procedencia de los materiales preciosos que utiliza (metales y piedras), cuya extracción debe beneficiar directamente a las personas que trabajan en las minas. Es lo que llaman “Fair Mined”, que libremente podría traducirse por “extracción responsable” y que de alguna forma intenta dar ejemplo a la industria.

Y de ese Fair Mined Gold está hecho el L.U.C. XPS Twist QF, un reloj extrafino (la S es por el pequeño segundero) equipado con el calibre 96.09-L de carga manual con doble barrilete que le confiere 65 horas de reserva de marcha y certificado de cronómetro por el COSC. La Fundación Fleurier certifica el reloj completo (QF, Qualité Fleurier). Es importante remarcar que Qualité Fleurier estipula que la totalidad del reloj, incluidos los componentes del movimiento y el exterior, deben estar manufacturados en Suiza. En edición limitada a 250 ejemplares, su precio es de 18.210 €

Chopard XPS Twist QFChopard XPS Twist QF

El último XPS presentado este año es el L.U.C XPS 1860 Officer, lleno de secretos y de símbolos. Por un lado tiene una esfera decorada con un motivo realizado en guilloché a mano; por el otro tiene un fondo officier, igualmente decorado en guilloché, que se abre y permite observar el movimiento ultra plano L.U.C 96.01-L. De oro gris de 18 k, posee el certificado de cronometría del COSC y el Punzón de Ginebra. La esfera es de oro macizo y también está decorada con el mismo motivo hexagonal.
Chopard XPS Officer

Chopard XPS Officer

Chopard XPS Officer

Chopard XPS OfficerLos fondos articulados, denominados fondos officier o con tapa, servían para proteger el cristal de los relojes de bolsillo, pero también representaban el campo de expresión de unos grabados únicos y personalizados. Cuando los relojes pasaron a ser de pulsera, la relojería prescindió del uso de aquellas tapas preciosas. Sin embargo, el arte y el gesto se mantienen. Interesante la colmena grabada en el interior de la tapa, tributo a los grabadores de antaño, cuando colocar las abejas del enjambre hacía de cada grabado una pieza única. Y hablando de piezas, esta edición se limita a 100, al precio de 27.760 €

En 2017 se celebra el 90 aniversario de “la carrera más bella del mundo”, según Enzo Ferrari: la Mille Miglia. Chopard patrocina esta competición desde 1988, y en cada edición ha lanzado un cronógrafo con ese nombre. Este año, por primera vez y para celebrar ese 90 aniversario, un Mille Miglia (el Classic XL) montará un calibre de manufactura: el L.U.C. 03.07-L de carga manual, con certificado de cronómetro (COSC), punzón de Ginebra y 60 horas de reserva de marcha, visible a través del fondo abierto protegido con un cristal de zafiro. Caja de oro, esfera de porcelana y edición limitada a 90 unidades. Excepcionalmente y en contra de lo que viene siendo habitual, se presenta con correa de cuero Barenia marrón en lugar de la habitual correa de caucho con dibujo de neumático. Se venderá por 38.420 €

Chopard Mille Miglia Classic XLChopard Mille Miglia Classic XL

Pero hay más Mille Miglia que sí montan la Dunlop de los 60. La GTS 2017, otra edición limitada (esta a 1000 unidades, 6.600 €) y la Classic Chronograph con esfera plata o negra por 4.830 €. Ambas ediciones equipan un calibre automático con certificado de cronómetro por el COSC. Incluso hay una más con esfera de nácar y bisel con diamantes.

Chopard Mille Miglia Classic Chopard Mille Miglia Classic
Volviendo a la colección L.U.C., tenemos la reedición del Lunar One. Este calendario perpetuo, con gran fecha y fases de la luna, que concentra todas las competencias relojeras de la manufactura Chopard, fue presentado por primera vez en 2005 y ahora se viste de platino 950 en una edición limitada a 100 ejemplares. En la caja, de 43 mm de diámetro, se combinan el satinado vertical de los flancos con el pulido del bisel y las asas. El calibre 96.13-L del L.U.C Lunar One es uno de los muy pocos calendarios perpetuos de carga automática y, todavía más extraordinario aún, de los muy pocos en poseer un micro-rotor. En lugar de una masa oscilante en semi-círculo, que esconde el movimiento, su rotor de oro macizo de 22 k está integrado a la altura del movimiento, lo que contribuye a la delgadez del mismo y, por ende, del propio reloj. Completamente decorado, ostenta el Punzón de Ginebra y es cronómetro certificado por el COSC. Tendrá un precio de 66.890 €
Chopard LUC Lunar OneChopard LUC Lunar OneChopard LUC Lunar One

Y si 100 ejemplares se antojan pocos para una serie limitada, los 20 que componen la del todavía más exclusivo L.U.C. Perpetual Chrono sonarán a “very-very rare”. Con las funciones de calendario perpetuo, gran fecha, fases de luna y cronógrafo de embrague vertical y “flyback” o “retour en vol”, el calibre L.U.C. 03.10-L de carga manual, compuesto de 452 piezas, cronómetro certificado por el COSC y junto al resto del reloj acreedor al Punzón de Ginebra, incluye un mecanismo lunar que sólo precisa de un ajuste cada 122 años. Caja de platino 950 de 45 mm con fondo abierto, cristal de zafiro con tratamiento anti-reflejos y esfera de oro macizo con guilloche realizado a mano. Precio: 101.710 €

L.U.C. Perpetual Chrono

About Author

Anton Vallverdú

Fundador, administrador y editor de Relojes Especiales. Le encanta lo que hace y se plantea como objetivo la difusión de la relojería mecánica.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR