Bienvenido. Gracias por mostrarnos tus relojes. Y nunca pienses que hay relojes mejores ni peores, sólo hay los que te gustan y los que no. Seguro que a lo largo de tu vida vas cambiando de gustos, pues disfruta cada momento.

juventud divino tesoro.