Resultados 1 al 3 de 3

Hilo: Recursos - Foro General

  1. #1
    Avatar de Ronin
    Ronin está desconectado Club de los 2000
    Fecha de ingreso
    15-oct-2005
    Ubicación
    Barcelona
    Mensajes
    2,092

    Predeterminado Recursos

    Desde luego cada dia esto del marketing es mas importante... no deja de sorprenderme la habilidad que tienen en Ebay algunos vendedores de "buñuelos" para llamar la atencion... este me ha gustado especialmente...

    TAG HEUER MONACO



    Características

    arquitectura que se inspira en los motores de los coches

    Totalmente automático no necesita PILAS. Se carga con el movimiento.

    Cristal de zafiro irrayable con tratamiento antirreflectante en los dos lados

    Corona de gran tamaño con muescas que facilita el manejo del reloj.

    Años de leyenda


    TAG Heuer es la referencia en cronógrafos deportivos y de prestigio desde 1860 con un logotipo que está presente cada vez que un coche deportivo cruza la línea de llegada bajo la bandera cuadriculada. La historia de esta asociación es larga y se funda en los años míticos de la aventura deportiva automovilística.

    Como el motor de un coche, las dinámicas mecánicas fundamentales que se dan en un reloj son: transmisión, fricción, torsión y energía


    En fin ;))
    http://ronincollection.wordpress.com
    Turelojya.com (compraventa de relojes)

  2. #2
    Avatar de natra
    natra está desconectado Forer@ Senior
    Fecha de ingreso
    17-oct-2005
    Ubicación
    Diwaniya y Chamberí
    Mensajes
    309

    Predeterminado

    Cita Iniciado por Ronin
    Como el motor de un coche, las dinámicas mecánicas fundamentales que se dan en un reloj son: transmisión, fricción, torsión y energía

    Einnnn???

  3. #3
    Fecha de ingreso
    17-oct-2005
    Ubicación
    Barcelona
    Mensajes
    918

    Predeterminado Los hay que se buscan la vida

    Después de lo de las muescas de la corona, podría haber ensalzado, también, que la caja del reloj incorpora una correa que gracias a unos ingeniosos orificios practicados, a intervalos iguales, en dicha correa consiguen poder asir el reloj firmemente a la muñeca de su poseedor, mediante un ardillón de acero tratado especialmente para que no sufra oxidación,